Los siete fuegos y el sello de Hermes 1ra parte


Vamos a comenzar nuestra cátedra de esta noche. En pasadas pláticas hablamos sobre el Fuego; y es necesario que continuemos hoy con la Sabiduría del Fuego, a fin de que conozcamos el camino que nos ha de conducir a la Liberación Final.

Ante todo, es indispensable entender que hay DOS UNOS: El Inmanifestado y el Manifestado. AELOHIM es el Inmanifestado, el Eterno Padre Cósmico Común; ELOHIM es el Manifestado, el Demiurgo Arquitecto del Universo. Obviamente, este último, en la Aurora del Maha-Manvantara, es decir, en la Aurora de la Creación de cualquier Universo, emana, sale de entre las entrañas del Eterno Padre Cósmico Común, del Incognoscible.

Indubitablemente Elohim, el Manifestado, es el Ejército de la Palabra, es el Logos, y el Logos suena; es el Fuego...

En el Esoterismo, al Manifestado Elohim (que es el Ejército de la Palabra), se le denomina siempre “AVALOKITESVARA”: El Logos, los DHYAN-CHOHANS Creadores del Universo, las Inteligencias Ígneas que hacen posible la existencia de este Sistema Solar de Ors.

Indubitablemente, al Inmanifestado, al Incognoscible, se le llama “ADI-BUDDHA”; y cada uno de nosotros, si bien es cierto que tiene su “PURUSHA”, es decir, el Elohim Particular, no es menos cierto que éste ha emanado de su Adi-Buddha, y que cada uno de nos tiene su Adi-Buddha Inmanifestado, Incognoscible.

Alguien, trabajando en la Gran Obra del Padre, podría integrarse totalmente y llegar hasta la fusión con el Anciano de los Días (con el Buddha Manifiesto, el Purusha), pero integrarse con el Adi-Buddha Particular, individual de cada uno de nos, sólo es posible en la Noche Cósmica, en el Gran Pralaya, después de la disolución de todo el Universo.

No hay duda de que en la Aurora de cualquier Creación, nuestro Purusha (el “Anciano”, el SER DEL SER), se desdobla convirtiéndose, por tal motivo, en el PADRE-MADRE. Tampoco hay duda de que la Pareja Original, OSIRIS e ISIS, mediante un acto supremo sexual, en la Fragua Encendida de Vulcano, dan origen al Tercero, es decir, al FOHAT, al Fuego; y éste, a su vez, hace fecunda a la MATERIA CAÓTICA para que surja la vida.
Mas escrito está que Fohat, la Llama que emana de Osiris-Isis, se desdobla a su vez en los SIETE RADICALES, en los SIETE HERMANOS ÍGNEOS QUE ESTÁN DENTRO DE NOSOTROS MISMOS, aquí y ahora.
El uno es el Físico; otro es el Vital; tercero, los Principios Ígneos del Astral; el cuarto, los del Mental; el quinto, los del Causal; el sexto, Buddhi; y séptimo, Atman, el Inefable. Pero los Siete Hermanos del Fuego, a su vez, se desdoblan en un grupo Seres Inefables. Ese grupo existe dentro de cada uno de nos, son las partes Autónomas y Autoconscientes de nuestro propio Ser, aquí y ahora.
Existen los Siete (los ya nombrados), existen las DOCE POTESTADES en cada uno de nos, que son los Doce Apóstoles del Cristo, o doce partes íntimas de nuestro propio Ser; y existen los VEINTICUATRO ANCIANOS, que representan a nuestro Zodíaco particular, individual; y existen los CUATRO SANTOS DEL ETERNO, que tienen poder sobre el fuego, sobre las aguas, sobre el aire y sobre la tierra; existe el LEÓN DE LA LEY (Ley, que nos hace Iluminados), y MINERVA, la Diosa de la Sapiencia, de la Sabiduría y de la Justicia, etc., etc., etc.

Así que el Ejército de la Palabra está dentro de nosotros, en cada uno de nosotros. Así como está en el Macrocosmos, está en el Microcosmos; así como está en el Microcosmos, está en el Macrocosmos, porque “tal como es arriba es abajo” y todas las Leyes del Cosmos están dentro de nos, y si no las descubrimos dentro de nosotros mismos, no las descubriremos, jamás, fuera de sí mismos.

Así pues, mis queridos hermanos, algún día tendremos que integrar el Ejército de la Palabra en cada uno de nos, y habrá de integrarse después de que se perfeccionen cada una de sus partes. Obviamente, cada una de ellas tiene su Herencia: la HERENCIA PERDIDA, la Herencia que deviene del Plenum de la Luz, más allá del Tiempo, más allá de la Eternidad.

Cuando cada una de las partes de nuestro Ser haya reconquistado la Herencia Perdida, vendrá la GRAN INTEGRACIÓN, y entonces aparecerá “Ananda” en nosotros: La FELICIDAD; eso es obvio.

Quiero que sepan que el secreto de la Felicidad de Dios, está precisamente en la integración de todas y cada una de sus partes perfeccionadas. ¡Cuán dichoso es el DIOS INTERNO, cuando ya se ha integrado!

Se nos ha dicho, con justa razón, que hay tres aspectos importantes en cada uno de nosotros: SAT, el Ser; CHIT, la Conciencia del Ser; ANANDA, la Felicidad del Ser... Así, queridos hermanos, si veis alguna... ...trascendental y trascendente, de Osiris-Isis devienen los SIETE RADICALES DEL FUEGO, idénticamente aquí y ahora, de la unión del hombre y de la mujer (Osiris-Isis), en la “Fragua Encendida de Vulcano”, devienen los Siete Radicales del Fuego.
El Primer Radical es la Serpiente Ígnea que sube por la espina dorsal de nuestro cuerpo; el Segundo, es la Serpiente que asciende por la médula espinal en el Adepto (por la médula espinal del Cuerpo Vital, aclaro); el Tercero, es la Serpiente Ígnea de nuestros mágicos poderes que sube por la espina dorsal del Cuerpo Astral; el Cuarto Radical, es el Poder Ígneo que sube por el espina dorsal del Cuerpo Mental; el Quinto Poder Flamígero, es el que asciende por la espina dorsal del Cuerpo Causal; el Sexto, es el que asciende por la espina dorsal del Buddhi, la Conciencia o Alma-Espíritu; y el Séptimo Poder Ígneo, o Séptimo Radical, es el que asciende por Shiva-Shakti. Incuestionablemente, éste último nos lleva a la Maestría Perfecta; éste último es el PARAMARTHA

Así, hermanos, es como se consigue el desarrollo de los Siete Radicales Ígneos. Mas todo esto va por grados: No podría entrar el Segundo Radical, si el Primero no hubiera entrado en actividad; y el Tercero no entraría en acción si el Segundo no se hubiera desarrollado perfectamente. SIETE SON LOS PELDAÑOS DE LA ESCALA DE JACOB, y el que llega al Séptimo Peldaño recibe el BAUTISMO DEL FUEGO; eso es obvio.
 

UNETE Y RECIBE TODO SOBRE EL MUNDO ESÓTERICO

Suscríbete a GRAHASTA
 
Alojado en egrupos.net

PARTICIPAR EN ESTE BLOG