ME GUSTA Y COMPARTIR

El horóscopo "Wuykü"

El horóscopo "Wuykü"



El horóscopo "Wuykü", se remonta a la época en la que los budistas del Tíbet, basaban sus estudios y análisis, en la predicción del futuro y del destino. Según algunos documentos encontrados en diversos lugares, este horóscopo, nació hacia el año 2000 a.C., y como ya hemos dicho, creado por un grupo de budistas(4 ó 5), conocidos por el nombre de: "Los Acólitos". 

Se sabe que tuvieron mucha influencia sobre la gente de aquella época, y aún hoy podemos afirmar que la atracción por los horóscopos, destacando el tibetano, sigue presente. Según antiguas leyendas, los símbolos que aparecen en él, representaban a animales sagrados, que eran tratados como auténticos dioses. Entre estos animales, caben destacar especies que hoy para nosotros serían inimaginables. Aunque al leer esta introducción de la historia del horóscopo, pueda resultar algo seria, en realidad lo que es el contenido de éste, es muy original e ingenioso e incluso podemos definirlo como algo chistoso, sin que con esto dañemos la devoción, de sus fieles.

Se divide sólo en cuatro signos y están representados por animales venerados como sagrados por los budistas. Entre los tipos de horóscopos del mundo éste quizás es de los menos conocidos.

Araña (Enero-Febrero-Marzo)

Araña (Enero-Febrero-Marzo)Los nacidos bajo el signo de la araña, gozarán durante el año de salud, aunque deberán de tener en cuenta que en el amor no serán muy agraciados, ya que su atractivo físico se verá seriamente dañado.




Salud: Gozarán y presumirán de una salud excelente. Sus fuertes dolores de espalda y cabeza, terminarán como por arte de magia, pero tengan cuidado, porque su mala pata, estará presente. Sufrirán contínuas fracturas de pie, rodilla, brazos y hasta de cabeza. Por lo demás no se preocupe, la gripe y demás enfermedades le dejarán en paz, es decir, molestarán y cansarán a otros signos, por ello deben de estar contentos. La estrella de Júpiter le mantendrá protegido de gérmenes, bacterias y demás microbios. Disfrute todo el año de esta salud de hierro.


Dinero: Su economía se verá algo afectada, debido a los continuos gastos que deberá realizar: vacaciones de verano, numerosos regalos tanto de cumpleaños, como de navidad y también caprichos de su pareja, para de esta forma tenerla contenta durante todo el año. Debemos advertirle, que sufrirá un robo millonario, y que por mucho que guarde su dinero se lo acabarán quitando. Por ello, le recomendamos que ni lo intente. Lo sentimos por usted. Tenga cuidado con los y las mangantes, están más cerca de lo que usted se piensa.


Amor: Como ya hemos advertido anteriormente, su situación sentimental, será de lo peorcito comparado con los demás signos. Recuerda que tu pareja espera más de ti, nota tu frialdad, debido a que no te apetecen las demostraciones cariñosas. Necesitas más amor que nunca pero no te fias de nadie. Si no tienes pareja, no es el mejor momento para establecer una relación, ya que no tienes ganas de enamorarte. Si fuerzas una relación, ésta saldrá mal. Tendrás envidia de tus compañeros, familiares o vecinos.


Hormiga (Abril-Mayo-Junio)

Hormiga (Abril-Mayo-Junio)Este signo representa a la hormiga, uno de los animales más venerados por estas gentes. Los nacidos bajo este signo, encontrarán felicidad, salud, pero su economía sufrirá altibajos. Se le puede considerar como uno de los mejores signos.


Salud: Durante todo el año, no deberán preocuparse por su estado de salud, debido a que la estrella situada a 45° derecha-norte respecto del astro, al cual usted pertenece, no entorpece para que este envíe sus rayos especiales contra enfermedades, aunque no obstante deberá tener cuidado con los catarros, ya que se transmiten muy fácilmente, y no sólo por el aire. Tenga cuidado también,con la presión arterial y con hacer algún ejercicio al que no estés acostumbrado/a.


Dinero: En este primer año del siglo, deberán derrochar menos dinero, e intentar controlar todos sus caprichos, porque su situación financiera, aunque sea muy elevada, como no la dejen descansar se enfadará y se volverá contra usted, por tanto mucho cuidado y manténgase alejado de su tarjeta de crédito, y aunque le parezca ridículo, también se pueden pagar las cosas en efectivo.


Amor: En este aspecto su astro será uno de los más beneficiados. En este año, en el caso de que lleven más de 2 años con su compañero/a sentimental, se dará cuenta de que no es el hombre o la mujer de su vida, y descubrirá, que de quien realmente está enamorado/a, es del hermano/a de su pareja, y que por ello, se acercó a su actual compañero/a. En el caso de que lleven menos de 2 años, no debe preocuparse, porque su relación seguirá igual de triste y aburrida. Y por último si usted no ha encontrado a nadie especial, siga buscando, porque la pareja de sus sueños está más cerca de lo que se piensa, y además la esperanza es lo último que se pierde, o por lo menos eso dicen.

Escorpión (Julio-Agosto-Septiembre)

Este año se presenta especialmente favorable para las personas nacidas en Julio-Agosto-Septiembre. Estos meses están representados por un animal verdaderamente sagrado para los tibetanos, éste, es el escorpión. Podemos destacar, que creían que el veneno que este animal contiene en su cola, era un antídoto rejuvenecedor. Se espera un año fantástico y sin sobresaltos.


Salud: Su estado de salud será estupendo y fabuloso, aunque debe de tener cuidado con los cólicos y diarreas, pero advertimos que no afectará a su estado emocional, y ayudará a mejorar su figura. Su peso disminuirá 10 ó 15 kilos. Por lo demás no debe preocuparse de nada, debido a que el astro solar llamado "Jesusito", creará una burbuja alrededor de usted, que le protegerá de los malos espíritus. Si un día paseando por la calle se encuentra un dromedario con cinco jorobas, no se preocupe, porque o bien está soñando, o bien está loco. Pero si en cambio, se encuentra con dos dromedarios, con las mismas características que el anterior, no tendrá que preocuparse de esas molestas diarreas y cólicos.


Dinero: Comienza el año sin ningún tipo de preocupación económica, y su estatus social y laboral continuará en su elevado nivel. Podrá derrochar toda la cantidad de dinero que desee, asi es que si es un poco listo invierta en bolsa, fondos monetarios, divisas extranjeras,...Juegue a la lotería pero no a las tragaperras, ya que en este juego podría perder su inmensa fortuna, debido a que tiene un mal de ojo.


Amor: En el tema del amor, serás verdaderamente afortunado/a, caerán a tus pies (aunque no sabemos si es por tu belleza o por tu asqueroso hedor corporal). Vivirás una intensa historia de amor, así es que aprovecha porque creemos será la última. La relación con tus padres empezará a mejorar, pues comenzarán a saludarte cuando te vean por la calle, sin avergonzarse, y un paso muy importante será que te dejen entrar en casa.

Tortuga (Octubre-Noviembre-Diciembre)

Tortuga (Octubre-Noviembre-Diciembre)Este signo se representa con la tortuga, animal que simboliza la fuerza y el espíritu de esta congregación de budistas. Destacamos, que vivirá un año nuevo de experiencias fantásticas, arriesgadas y apasionadas. Manténgase distante de sus rivales o le traerán disgustos, que alterarán su estado físico y moral. Tenga precaución y cuídese.


Salud: Su salud será muy variable. En la primera época del año podrá sufrir daños en el cerebro, lo que le causará unos tumores muy agudos que se le extenderán por todo el cuerpo. Debe cuidarse sus riñones y su garganta. Tras estos pequeños percances, en la segunda mitad del año, será cuando empiece a conocer lo que es el sufrimiento físico.Tenga cuidado con los mosquitos, porque es posible que la picadura de uno de estos le cause alguna enfermedad, cuyo origen es Sudáfrica. No tome alcohol ni fume. Masajes o terapia para cuidar sus huesos le vendrán bien, pues le dolerán brazos y piernas.


Dinero: Le recomendamos que lo administre bien durante todo el año. Usted lo considera como algo muy valioso, e incluso llegará a cambiar a sus seres más cercanos por unas simples pesetillas. No debe preocuparse porque obtendrá un buen sueldo y sus bolsillos se llenarán. Si juega a la loteria ya sabe, 100 pesetas y mucha ilusión, porque es lo único que tendrá. Tenga cuidado con las mujeres u hombres, ya que se le acercarán sólo por su dinero, y cuando le dejen desplumado y sin una peseta se irán con alguien más joven y guapo que usted.


Amor: Las aventuras amorosas le irán bien, pero tenga cuidado, porque su pareja es muy celosa y le puede meter en grandes líos. Si por el contrario aún no tiene pareja estable, Junio será su mes, le aseguramos que sufrirá un flechazo a primera vista y encontrará a la pareja, con la que pasará el resto de su vida. Si esto no se produce espere al próximo año o bien intente cambiar su físico y su personalidad.

Astrología China - Los Doce Animales


Cada personalidad individual es asociada con un animal que la represente dependiendo del año (lunar) de nacimiento. Es aquí donde muchos descripciones de la astrología china se apartan de la sociedad occidental. Cada año en el ciclo de 60 años contiene doce animales, cada uno con cinco posibles elementos, las cuales son modificadores de la personalidad animal con una posibilidad de hasta 60 combinaciones.

Los doce animales del zodiaco

  1. Rata
  2. Buey (o Búfalo de agua)
  3. Tigre
  4. Conejo (o Liebre, o Gato)
  5. Dragón
  6. Serpiente
  7. Caballo
  8. Cabra (u Oveja)
  9. Mono
  10. Gallo
  11. Perro
  12. Cerdo (o Jabalí)

Animales internos y animales secretos

Es un error común pensar que existen solo animales asignados por año. Además del animal principal anual existe el animal interno y el secreto teniendo cada persona tres animales, de manera que mientras una persona puede parecer ser un Dragón, en realidad este puede ser en su interior una Serpiente y un Buey de forma secreta. Estos tres animales combinados con los 5 elementos, crea un total de 8640 combinaciones (5 elementos, 12 animales, 12 animales internos, 12 animales secretos). El animal anual representa lo que otros perciben sobre la manera de ser de un sujeto. El animal interno es asignado por el mes de nacimiento y dicta sobre la vida amorosa y la personalidad interna y es un factor crítico a tomar en cuenta al buscar la compatibilidad con otros signos. Este puede dictar a lo que un individuo desea llega a ser, o piensa que debería ser. El animal secreto esta determinado por la hora exacta de nacimiento y es el signo real en el cual la personalidad esta basada. Es importante para la astrología china cualquier cálculo que compense el horario de verano o cualquier ajuste realizado en los relojes del país de nacimiento, ya que esta basado en la posición del sol y no en la hora local.

Animales Internos

Los doce animales también aplican a los meses lunares. El mes de nacimiento afecta el animal interno de la persona.

Animales Secretos

El zodiaco chino también se utiliza para nombrar periodos del día, donde cada signo corresponde a una "gran hora" o shichen (??), que es un periodo de dos horas (24 dividido entre 12 animales). En el shichen que nazca una persona le corresponde su animal secreto, como se muestra a continuación.
Las siguientes horas están mediante la hora local de Beijing (UTC+8).
  • 23:00 - 01:00: rata
  • 01:00 - 03:00: buey
  • 03:00 - 05:00: tigre
  • 05:00 - 07:00: conejo
  • 07:00 - 09:00: dragón
  • 09:00 - 11:00: serpiente
  • 11:00 - 13:00: caballo
  • 13:00 - 15:00: cabra
  • 15:00 - 17:00: mono
  • 17:00 - 19:00: gallo
  • 19:00 - 21:00: perro
  • 21:00 - 23:00: cerdo

La Importancia e Influencia de la Luna Cap. 3



La Magia Lunar

Al hablar de magia nos referimos a las energías creadoras que existen en la naturaleza, al poder de la aurora, de los ríos, de los animales y las plantas, la magia es la energía perfecta cíclica y armónica que hace que las cosas sucedan en el universo.

La magia lunar está relacionada con las diferentes fases por las que transita la Luna durante un periodo de 28 días, como una forma de conectarnos con nuestros propios ciclos internos y con los cambios que vivimos diariamente en el mundo. Para dar un uso mágico a los ciclos de la Luna tomaremos en cuenta ocho estadios.

El primero corresponde a la Luna Nueva o la Luna obscura, representa el vacío, las posibilidades infinitas que se esconden bajo la tierra fértil antes de que la semilla sea plantada. 

 Este momento de la Luna está relacionado también con el reino de las hadas en el folclore celta ya que ya que se considera un tiempo propicio para sumergirse en la oscuridad de la noche y entrar en contacto con los espíritus de la naturaleza. Los hechizos más comunes en esta fase son los relacionados con la meditación, la contemplación y el autoconocimiento.

El segundo estadio corresponde a la media Luna Creciente, representa el inicio de la energía, la semilla que ha sido plantada en la tierra.

El tercer estadio o fase lo llamaremos cuarto creciente, representa las primeras hojas que dan origen a una planta, los hechizos más comunes en esta fase son los relacionados con el crecimiento y la fuerza que nos impulsa hacia nuevos horizontes.

El cuarto estadio es la Luna convexa, representa el momento del capullo o la planeación de aquello que deseamos lograr.

El quinto estadio es la Luna Llena, la plenitud de la flor que se abre a la vida, es el mejor momento para la magia, la fuerza, cargarnos de energía y abrirnos al amor, la belleza y la espiritualidad. En este momento se llevan a cabo los rituales de la Diosa.

La sexta fase es la diseminaste representa el fruto que se obtiene después de la floración, es un buen momento para fortalecer los éxitos logrados y metas alcanzadas.

La séptima fase corresponde al último cuarto menguante es el momento de la caída del fruto maduro, nos conecta con la capacidad de soltar y disfrutar de las ganancias pasadas.

El octavo y último estadio o fase es la balsámica, representa la semilla que vuelve a la tierra. Los rituales de renacimiento nos conectan con la última morada del ciclo de la Luna.

El laser mental


En numerosas oportunidades hemos señalado la importancia de la Cualidad del pensamiento en lugar de la Cantidad. Esto es doblemente significativo en el campo de la Autodefensa Psíquica, en la medida que provocar en la realidad física los resultados que primero imaginamos e influir sanamente sobre quienes nos rodean (precisamente, en orden a conseguir o facilitar esos objetivos) es, por definición, la razón de ser de esta disciplina. Si yo identifico claramente a quien es responsable de una agresión, ¿qué mejor, sin mayor perjuicio para él -que el kármico, del cual, después de todo, él mismo es responsable- que bloquear su agresión?.


Para la mejor consecusión de estos fines, hemos diseñado la técnica de "Densificación del Pensamiento", a la que podemos popularizar como el "láser mental". Ello, en parangón a la propia naturaleza del rayo láser: como es sabido, no hay diferencia entre la naturaleza de la luz común (la de una bombilla eléctrica, por ejemplo) y la del láser; la diferencia estriba en su manifestación. Mientras la luz común se dispersa -diríamos entrópicamente- en todas direcciones, la del láser es toda esa luz pero unidireccionalmente montada sobre una única línea. Así debemos proceder con el pensamiento: no se trata de más energía psíquica de la que disponemos ni acumular más pensamientos -lo que puede ser hasta contraproducente, en la medida en que el objetivo buscado conlleve una gran carga de angustia o ansiedad- sino de reenfocar esa misma energía en la misma cantidad de tiempo habitualmente empleado.
Y así como un rayo láser atraviesa las paredes mientras que la luz común apenas las ilumina, así, mientras el pensamiento común apenas roza los obstáculos, el pensamiento dirigido como un láser los atraviesa, densificándose hasta alcanzar la continuidad de la contemporaneidad. Estos ejercicios apuntan a tal logro.

Ejercicio Nº 1: Órdenes mentales

Se trata de fortalecer nuestras ideas para que resulten órdenes en la mente de los demás. Para ello, debemos superar diversas actitudes equivocadas. Por ejemplo: en razón de normas de urbanidad y cortesía, no ordenamos habitualmente cosas a la gente, no le decimos: "¡ Vení acá!" (salvo que estemos de muy mal humor, o en el ejército... pero aquí estoy hablando de relaciones fluidas y educadas con personas de las que queremos obtener algo y para lo cual debemos proceder con tacto). En esos casos, solemos decir: "¿Serías tan amable de acercarte un momento, por favor?". Esto está bien, pero el problema es que al dirigirse el pensamiento a la construcción de la frase (para lo cual gasta tiempo y energía; sin ir más lejos, para optar entre todas las posibles formas de construir la frase, ya que también pudo ser: "Disculpame, ¿tendrías la bondad de acercarte?" o cualquier otra) al pronunciar las palabras elegidas la mente vibrará en la misma frecuencia de aquéllas. Por consiguiente, si en ellas hay temor, duda, ansiedad, sumisión, dependencia, el pensamiento estará impregnado también de tales características.
Ciertamente, en parte podremos solucionar esto dándole cierto "tinte" a la voz (una sutil inflexión imperativa detrás de la norma de cortesía) pero ello tiene un límite.
Entonces, procederemos de la siguiente forma:
- El primer objetivo es tener en mente el deseo en forma de orden tajante.
- Luego, pedir amablemente, pero mientras pronunciamos el pedido "por favor", SIMULTÁNEAMENTE repetimos con la mente lo ordenado.

Entonces:

- Escriba en un papel la orden que desea dar a otro miembro del grupo (me estoy refiriendo aqu í a la conveniencia de reunirse varias personas para practicar estas técnicas).
- Siéntese en parejas, frente a frente, mire a los ojos y pronuncie el pedido por favor, pensando "en favor" (no en la orden).
- Su compañero anotará entonces las impresiones emocionales (de respuesta, adhesión, repulsa, confusión, etc.) que cree experimentar al escucharle.
- Repita entonces el pedido por favor, pero mentalizando la orden.
- Su compañero anotará las nuevas sensaciones, comparándolas con las primeras y debatiéndolas con usted.
- Luego, repiten el experimento cambiando los roles.

Ahora:

- Escriba un nuevo deseo en un papel.
- Siéntese frente a su compañero, pero ahora pida por favor y ordene mentalmente primero. Que su compañero anote las nuevas impresiones.
- Repita el pedido por favor, pensando en "favor".
- Nuevamente, el compañero anota las impresiones y las discute con usted.

Entonces:

- Escriba un tercer pedido "por favor" pero advierta a su compañerio que no le dirá si primero "piensa en favor" o "piensa en orden". Elija usted una de las dos alternativas y ejecútela. Que su compañero anote las impresiones.
- Ejecute la segunda opción (si primero pensó "en favor", ahora ordene, y viceversa) y que su compañero anote las impresiones. Debata luego con él, la diferencia entre un estado y el otro a ver si fue capaz de deducir cuándo estaba usted ordenando y cuándo rogando.

Ejercicio Nº 2

Escriba diez órdenes en un papel. Entréguesela a su compañero.
- Sentado frente a él, mirándole a los ojos, repita mentalmente la orden cualquiera tres veces. Luego, sin decírselo a su compañero, que éste indique en su lista lo que cree haber percibido. Repita lo mismo con las otras nueve, mientras su compañero las va tildando según su apreciación. Recuerde ir usted anotando en secreto el orden correcto de las órdenes dictadas mentalmente. Compare los resultados (son significativos y superan al azar tres correspondencias, y mucho mejor en la medida que aumente ese número).
- Elija ahora otros dos compañeros, y repita toda la serie de ambos ejercicios con cada uno de ellos, paso por paso. Luego, evalúe con cuál de los tres obtuvo mejores resultados y analice conjuntamente qué elementos de ambas personalidades tienen en común (aficiones, edades, signos astrológicos, sexo, estudios, cantidad de hijos o estado civil, y todo dato de su naturaleza que considere de interés. Esto es muy importante: le permitirá a usted formarse un perfil de la clase de personas más susceptibles a sus órdenes mentales).

Ejercicio Nº3

Aprenda a emitir órdenes grupales. Sentados en ronda, plantee cada uno un deseo específico, describiendo a la persona destinataria, su nombre y edad. El peticionante tiene que verbalizar la frase de pedido, y asimismo decirle al grupo cuál sería la orden mental.
Entonces todos y cada uno, tratando de representarse imaginariamente a esa persona, repetirán al unísono esa orden, repitiéndola el doble de veces del número de integrantes presentes. Esto es fundamental, ya que la orden mental se transforma en una octava armónica de la vibración del grupo (obviamente, cuando más sean más alta será la vibración alcanzada). Repetir con todos los presentes, caso por caso.


En la práctica, lo único que tendrá que hacer luego el peticionante es pronunciar la frase de pedido, y recordar al grupo mentalizándolo.


¿Cuándo, en qué circunstancias, es útil emplear estos ejercicios?. Por ejemplo, cuando quiere alejar a una persona incómoda, soez, acosadora, pero por distintas razones (por ser su superior en el trabajo, familiar, etc.) no desea un enfrentamiento directo.

La Importancia de la Luna - 2


Rituales Lunares

Los antiguos rituales celtas que llevan a cabo los druidas, no se han perdido del todo; actualmente la wicca o nuevo paganismo, busca recuperar las viejas tradiciones de adoración y amor a la naturaleza al revivir en los corazones a la Diosa mediante los rituales de la Luna.
Los brujos y brujas celebramos a la Luna llena trece veces al año y a la Luna nueva cuatro veces (en los equinoccios y solsticios). Estas fechas son consideradas momentos muy propicios para un reencuentro con la Diosa, la magia natural y el reino de las hadas. Los rituales de la Luna, esbats o aquelarres de los tiempos antiguos eran, al igual que hoy en día, reuniones de mujeres brujas o practicantes de la antigua religión celta) que bailaban, cantaban y recitaban poesía bajo la hermosa Luna llena en los bosques de Europa.

La magia tenía lugar en estos momentos sagrados en que las mujeres se acercaban a la Diosa madre y rogaban su ayuda para sanar alguna enfermedad, mejorar la cosecha, tener hijos o alcanzar dones espirituales, nada tenía que ver con demonios muerte o maldad, como nos han hecho creer durante tantos siglos. Wicca busca en la actualidad recuperar los antiguos rituales y reconectar a los hombres y a las mujeres, con las energías femeninas, con el amor, la ternura, la compasión y la espiritualidad que tanta falta le hacen al mundo de hoy en día.



Rituales Lunares



Las Diosas Lunares

Entender a la Luna es conocer a sus Diosas, a sus mitos y leyendas. En todas las culturas antiguas encontramos Diosas lunares que son asociadas con los tres momentos:
  • la juventud,
  • la madurez
  • la vejez.
Las Diosas que se relacionan con la fase creciente son llamadas Diosas blancas, doncellas o vírgenes, entre las que encontramos :
  • Ishtar o Astarté,
  • Artemisa,
  • Venus
  • Atenea.
Las Diosas que se relacionan con la Luna llena son Diosas rojas, madres y protectoras como:
  • Isis,
  • Hera,
  • Demeter
  • Gaia.
La fase menguante de la Luna está asociada con la muerte, el cambio y la transmutación: a sus diosas se les conoce como obscuras, ancianas, arpías y brujas, como:
  • Lilith,
  • Kali,
  • Freya
  • Héate.

La Importancia einfluencia de la Luna Capitulo 1


A lo largo de los tiempos la Luna ha estado con nosotros. Nace, crece, madura, envejece, muere y vuelve a nacer. La dama de la noche, la señora de las mareas, la Diosa de las estrellas, son algunos nombres con los que identificamos a la hermosa Luna.

Es el satélite natural de la Tierra que se relaciona tan estrechamente con nosotros, como los propios ciclos de la vida. Para algunos la Luna posee una magia, un poder especial, que inspira, renueva y nutre el alma, es la musa de poetas, místicos y amantes. Es el punto celeste que nos recuerda nuestra frágil existencia con sus cambiantes fases.
Datos lunares

Nombre: Luna
Edad: 4,500 millones de años
Distancia de la tierra: 385,000 kilómetros
Diámetro: 3,480 kilómetros
Peso: 73 800 000 000 000 000 000 de toneladas
Densidad: 3.3 g/c3 (60% de la tierra)
Temperatura: de -153 a 103º C
Periodo de transición: 27 días 7 horas 43 minutos
Periodo de rotación: 27 días 7 horas 43 minutos
La importancia de la luna
La Luna y los celtas

El mundo Antiguo está cubierto de magia, mitos y leyendas que nos revelan entre sombras verdades eternas, misterios sagrados que esconde la naturaleza. Uno de los pueblos amantes de la Luna fue la celta. Los celtas conquistaron el mundo antiguo desde el siglo quinto antes de Cristo hasta el segundo de nuestra era, heredando a toda Europa y después a América profundos conocimientos y gran amor por la señora de los cielos, la Luna.

Para los druidas -los magos y sacerdotes celtas- la Luna representaba el aspecto femenino de la naturaleza, la consideraban de forma simbólica, como la madre y esposa co-creadora del universo junto con el Dios padre, el Sol; por lo que la religión de los celtas reverenciaba a la Diosa y el Dios como divinidades complementarias que dieron origen a toda la creación.

Sin embargo en algunos aspectos la Luna cobraría gran importancia en el mundo antiguo al ser la primera forma de que el hombre podía leer el tiempo. Al observar los ciclos de la Luna entendieron los cambios de la naturaleza, los ciclos de la mujer y los momentos de las cosechas, convirtiéndose así en una representación cosmológica de los ciclos de la vida del ser humano.

Los celtas al igual que los nativos norteamericanos y los mayas marcaron su vida con la Luna, elaborando y siguiendo un calendario conformado por trece luna llenas que corresponden a lo que nosotros conocemos como un año solar. Cada Luna llena está asociada con las cosechas, los vientos y los cambios estacionales, presentando así características específicas que permiten diferenciar una lunación de otra. Para los pueblos antiguos, y hoy para los brujos y brujas wicca, cada Luna del año es una celebración que nos invita a reflexionar y a entender nuestro lugar en la Tierra. De acuerdo con las diferentes tradiciones los nombres de las Lunas del año pueden variar, pero han conservado siempre una estrecha relación en su significado.

    Primera: Luna fría
    Segunda: Luna rápida
    Tercera: Luna tormentosa
    Cuarta. Luna ventosa
    Quinta: Luna florida
    Sexta: Luna soleada
    Séptima: Luna bendita
    Octava: Luna del maíz
    Novena: Luna de la cosecha
    Décima: Luna de sangre
    Undécima: Luna de luto
    Duodécima: Luna de las noches largas
    Decimotercera: Luna azul

El Dejà vu o paramnesia


El Dejà vu o paramnesia
El fenómeno del dejà vu ha sido conocido desde muy antiguo. Las palabras "dejà vu" proviene del francés y significa literalmente "ya visto".
Déjà vu o paramnesia es la experiencia de sentir que se ha sido testigo o se ha experimentado previamente una situación nueva. Este término fue acuñado por el investigador psíquico francés Émile Boirac (1851-1917) en su libro
 
 L'Avenir des sciences psychiques (‘El futuro de las ciencias psíquicas’), basado en un ensayo que escribió mientras estudiaba en la Universidad de Chicago.

Esto tiene relación con un fenómeno simple pero muy cotidiano. El ya visto, es una situación por la cual una persona entra en un estado volátil de reconocimiento de un lugar, de alguna persona, de una circunstancia. Es como cuando vamos por una ciudad o lugar desconocido, en el que nunca hemos estado y de pronto nos decimos o nos sorprendemos al decir "esto ya lo viví" o "esto ya lo conocí"... Nos quedamos con la insatisfacción de no saber a ciencia cierta por qué tenemos esa sensación de haber estado o vivido determinada situación.

De aquí parte el dejà vu, de ese conocimiento incierto, inconciente de haber estado o presenciado algo en algún remoto momento.

Los estudiosos de este fenómeno no tienen una respuesta unificada en criterios, pues hay quienes lo relacionan con vidas pasadas, otros con una respuesta de la mente inconciente que al estar por primera vez en un lugar donde jamás ha estado, envia la señal a la conciencia y ésta la devuelve al inconciente inmediatamente como algo ya conocido. La verdad una respuesta no muy sólida tampoco. Hay quienes relacionan al dejà Vu con la fantasía y otros con la clarividencia. Tambien se explica con hechos de la infancia que al tomar contacto con lugares o situaciones similares, puede en cierto momento aflorar a la conciencia como algo ya visto, pero que se ha olvidado con el tiempo.

En sí, ninguna de estas respuesta puede explicar el fenómeno concretamente, pues pudiera ser por una causa tanto como por la otra.

En el caso de recuerdos inconcientes de la infancia, con un poco de psicoanálisis, hipnosis o retrospección conciente, puede accederse a esas situaciones pasadas que dejàrían de lado al fenómeno del dejà vu como caso parapsicológico y se centraría en una terapia acorde a la demanda del paciente ante su terapeuta. Pero aquí no acaba el tema del "ya visto".

El dejà vu se da frecuentemente, es una sensación recurrente en diversas etapas de la vida, pueden ser recuerdos de una vida pasada que se refleja en lugares parecidos y, por qué no, en los mismos sitios donde alguna vez la persona haya vivido. Para acceder a los recuerdos de vidas pasadas es necesario practicar una terapia de vidas pasadas con un profesional de confianza que tenga una formación tanto en psicología como en parapsicologia, pues de esta manera podrá ayudar mejor si se descubren ciertos datos que afectan el presente y tienen su raíz en vidas anteriores. Si bien este tipo de terapias está en su pleno desarrollo no por ello dejà de ser interesante para indagar en el mundo inconciente de las personas, que pueden obtener ciertos beneficios al reparar algunos traumas que aparentemente no tienen ninguna explicación en su vida actual y que las encontraría en recuerdos anteriores al nacimiento mismo, es decir en alguna existencia anterior.

La explicación de los científicos

Tras muchos años intentando buscar una razón que explique el déjà vu, los expertos que estudian el funcionamiento de la mente no han llegado a una conclusión definitiva.

Los psicoanalistas opinan que es fruto de los sueños diurnos, de las fantasías que se encuentran en el subconsciente de la persona. No es un hecho que suceda por azar, sino que suele estar relacionado con algo de gran importancia para el sujeto, hemos soñado con una situación y al ocurrir realmente nos resulta conocida.

Los psicólogos y los neurólogos lo consideran una alteración de la memoria en el cerebro. Se activan por error los circuitos neuronales responsables de la sensación del recuerdo. Por eso se “recuerda” algo que realmente no ha pasado, pero guarda relación con lo sucedido en ese pasado y lo “encaja” por decirlo de alguna forma.

Otra opinión menos extendida dice que es una alteración de la percepción.

También está considerado como un fallo en la interpretación de los hechos en el tiempo. Una incapacidad de establecer primero una secuencia y luego otra, se debe a un retraso entre lo que estamos viendo y el tiempo que tarda nuestro cerebro en registrar el momento.

Algunos estudios establecen que en la mayoría de los casos se da en personas con una capacidad de atención baja; personas cansadas y con estrés. En situaciones de poca concentración cerebral, el subconsciente capta una experiencia antes que el “yo consciente”, de manera que para cuando esto último ocurre, la experiencia se encuentra ya en la memoria y el “yo consciente” la identifica como un recuerdo, pero realmente lleva muy poco tiempo guardado en la memoria.


El Dejà vu o paramnesia

La Astrologia y tus preferencias en el Sexo

Mujer bajo el signo de Aries

Salvajemente aventurera, haces el amor donde quiera.
Tú sabes lo que quieres: sexo intenso y frecuente. Tienes necesidad de tomar control completo, pero estás enamorada del amor. Como compañera eres ardiente, leal y sentimental.
Lo que más te atrae: El cosquilleo de la barba de un hombre.

Hombre bajo el signo de Aries

Acostarte con él es como acostarte en un campo minado: Nunca se sabe qué va a suceder. Él no esperará a que tú estés lista, te romperá la ropa él ya está listo, no lo tientes si no estás preparada. Le fascinan las fantasías de esclavos y amos, le gusta todo a la fuerza. Al hombre de Aries le gusta explorar así que debes estar lista para ir a donde ninguna otra mujer ha llegado.
Su posición favorita es la mujer de rodillas arrojándose un poco hacia el frente.

Mujer bajo el signo de Tauro

Tú esperas que tu hombre sea amable y paciente, que te haga el amor según el libro. Te gusta que te hagan sentir satisfecha en el sexo, pero no te gustan las cosas extrañas. Eres una amante dominante y dejas a tu pareja sin aliento. Tienes necesidad de gratificación oral, te gusta recibirla y te gusta darla. Tu mejor pareja sexual: Cáncer, Escorpion, Sagitario, Leo.
Te gustan las cosas kinky: que te chupen los dedos de los pies uno a uno y que te los muerdan.

Hombre bajo el signo de Tauro

Sensitivo y entiende los sentimientos de su pareja, lo prefiere suave y con calma. No será tu guía a lo desconocido, pero lo que él hace, lo hace majestuosamente. Este es el hombre al que le fascina el sexo oral y lo hace con todos los detalles, este hombre puede derretir un glaciar!!!! Su zona erógena: muerde suave y apasiónadamente la parte de atrás de su cuello...

Mujer bajo el signo de Géminis

Nunca sigues las reglas de nadie sólo las tuyas. El requisito principal para ti: un hombre que se tome su tiempo. Tú eres el harem compuesto por una sola mujer, pero tu pareja debe saber que buscas una relación que contenga lo espiritual, lo físico, lo romántico y lo práctico. Deseas dialogar después de revolcarte con él.
Tu pareja apropiada: Leo, Escorpión, Aries, Acuario y Libra. Tu juguete preferido: el vibrador!!!!!!

Hombre bajo el signo de Géminis

Le gusta con las luces encendidas, frente al espejo. Es capaz de calentar a cualquiera porque sabe evocar las respuestas apropiadas. El sexo oral no es su pastiempo preferido pero se sabe tomar su tiempo con otros preliminares. Tiende a hacerlo rápido y con furia, se preocupa más en satisfacerse él que a su pareja, pero es un experto en un área que otros olvidan: él sabe decirle a su pareja exactamente lo que ella quiere oir de sus labios. Su zona erógena: mueve tu lengua suavemente sobre su brazo.

Mujer bajo el signo de Cáncer

Tú nunca das el primer paso, pero eres una amante maravillosa porque eres capaz de ser intensa y sensual.
Devuelves la pasión con tanto fervor que conmueves y estimulas al otro. En tu tiempo libre te encanta practicar la masturbación aunque nunca se lo confieses a nadie.Tu posición favorita: acostada indefensa mientras que tu hombre te penetra por detrás.
Pareja ideal: Tauro, Leo, Escorpión y Piscis.
Tu eres capaz de convertirte en esclava de tu pasión sexual.

Hombre bajo el signo de Cáncer

Su más sorprendente técnica es sexo sin manos. Tiene la necesidad constante de estimulación, si lo consigue será algo delicioso. Sus cualidades: paciencia y agresividad. Siempre comenzará en otro lugar que no sea la cama, le encanta tener control y es el genio de la manipulación clitorial.

Mujer bajo el signo de Leo

Divina, lasciva, coqueta y vaga. Cualquier cosa que Leo quiere, Leo la obtiene. Eres intensa, algunas de tus parejas conservan cicatrices como consecuencia de tu ardor. Tu necesidad de alimentar tu vanidad te hace preferir la posición de arriba, desde donde puedas mirar y observar tu cuerpo en movimiento.
Pareja ideal: Libra, Escorpión, Sagitario y Aries.
Tu closet se compone de brasieres escotados y panties divididos para acceso fácil.

Hombre bajo el signo de Leo

No le gustan las imposiciones ni las reglas. Recuerda esto: nunca retes a Leo pues tiene una erección interminable y un voraz apetito sexual. El sexo oral le parece bien sólo cuando él puede dar y recibir al mismo tiempo. Le fascina que la mujer le demuestre cuánto disfruta el sexo con él. Su zona erógena: la espalda.

Mujer bajo el signo de Virgo

Tu no tienes ilusiones sobre el sexo y desearías que todos dejaran de exagerar al respecto. Prefieres al hombre que espera el momento en que el sexo es algo inevitable. Te encanta la masturbación mutua y un poco de dolor. Tu gracia y tu modestia son un afrodisiaco, eres una artista dándole placer a tu pareja. Tu fantasía preferida es con una tercera persona observando. Pareja ideal: Capricornio y Acuario.

Hombre bajo el signo de Virgo

Discreto para dar el primer paso, pero cuando llega el momento debes estar lista. A este hombre le gusta oir cómo prefieres el encuentro sexual y luego de hablar al respecto le gusta ir en busca de la respuesta erótica. No esperes mucha imaginación, pero le gusta trabajar y está abierto siempre a sugerencias. En su vida privada a este hombre le encanta la pornografía.
Zona erógena: sus nalgas.

Mujer bajo el signo de Libra

Ella es intensamente femenina e instintivamente exhibicionista. Siente que el cuerpo fue hecho para mirarlo y admiralo, siente que la seducción es un arte no un salto. Cuando se le acercan de la manera correcta casi siempre dice sí a las cosas diferentes. Tiene un gran control de sus músculos vaginales.
Pareja ideal: Aries, Géminis, Escorpión, Sagitario, Leo, Acuario.
Posición ideal: cualquiera que deje sus nalgas al descubierto.

Hombre bajo el signo de Libra

Busca experiencias completas, no un revuelco de sábanas. Tiene definitivamente un lado kinky, le fascinaría estar con dos mujeres al mismo tiempo. Tiene la paciencia para satisfacer y le gusta la mujer que viste bien. Le gusta el cabello largo y si la mujer viste con ropas fáciles de remover la encuentra irresistible.
Zona erógena: la espalda y las nalgas. Le gusta sentir pezones erectos en cualquiera de sus lugares erógenos.

Mujer bajo el signo de Escorpión

Inquisitiva, experimentativa, siempre buscando saber que el erotismo consiste no sólo en el contacto físico sino en el acto de hacer el amor. Mientras te ves como toda una dama perfecta en público, en el cuarto actuas como una prostituta. El control del orgasmo es muy importante para ti y haces cualquier cosa por mantener la potencia de tu pareja. Nunca aceptas un no por respuesta y cuando te interesa alguien lo persigues con diligencia y firmeza.
Pareja ideal: Géminis, Escorpión, Virgo, Piscis. Afrodisiacos: un cuerpo envuelto en esencias. Tus fantasias: gelatinas de sabor, aceites y vibradores.

Hombre bajo el signo de Escorpión

Una criatura sexual que disfruta chupar y morder los dedos o todas partes del cuerpo, eres un maestro del arte sexual. Aplicar un poco de dolor lo calienta, no te asombres si te mastica los pezones o te pellizca las caderas. Le fascina el agua pero prefiere la mesa de madera o el piso de madera en vez de las sábanas de seda.
Zona erógena: los genitales.

Mujer bajo el signo de Sagitario

A ti te encanta la naturaleza: gritar dentro de una tienda de campaña o sobre una sábana en la playa. Disfrutas el sexo pero no te gusta perder tiempo con las preliminarias, te gusta empezar las funciones lo más pronto posible. Torturas a tu pareja hasta el punto de hacerlo perder el control.
No te preocupa que tu amante consiga el orgasmo primero que tú. Eres una amante considerada y generosa.
Tu pareja ideal: Leo, Libra y Acuario.

Hombre bajo el signo de Sagitario

Con frecuencia él consigue el orgasmo primero pero siempre es el primero en tratar una posición nueva. Es el maestro del masaje oral y manual, su lengua suele ser un instrumento delirante. Cuando combinan su lengua con los labios es una verdadera maravilla.
Zona erógena: las caderas y las piernas. Le gusta mirar las piernas de las mujeres, le gusta tener sexo con una mujer que lleva medias a la cadera, porque le fascinan las piernas y las caderas de la mujer...

Mujer bajo el signo de Capricornio

No necesita mucho juego para encenderse: ella puede ir de 0 a wow en cuestión de segundos. No le interesa la variación sino estar en control. Te gusta estar encima de tu hombre, llevar el ritmo y satisfacerte. Una vez que estás en el ritmo el acto sexual se convierte en un concurso y el premio es conseguir el orgasmo más de una vez. Eres de las que prefiere arañar y gritar!!!!
Pareja ideal: Tauro, Escorpión y Piscis.

Hombre bajo el signo de Capricornio

El sexo en él evoca lo mejor que puede ofrecer. No le gusta gritar!!! Prefiere que la mujer sepa lo que a él le agrada y espera que ella siempre esté lista y dispuesta para él. Tienen la potencia de un corredor de maratón. Este es el hombre que esperará hasta que la mujer este a punto de gritar.
Zona erógena: la parte baja de la espalda y los lados de la columna vertebral.

Mujer bajo el signo de Acuario

Lenta para comenzar, tú idealizas al amor y lo envuelves con ternura. Una vez prendida cualquier cosa es posible, pues eres extremadamente imaginativa y te fascina tratar cosas nuevas. No hay nada en ningún manual sexual que tú no trates. Eres de la creencia de que cualquier cosa que le traiga placer a tu pareja vale la pena tratarla.
Pareja ideal: Aries, Libra, Géminis, Leo, y Sagitario.
Posición favorita: parada en el agua.

Hombre bajo el signo de Acuario

Nunca trata a la mujer como un objeto sexual y le encanta la variedad en el juego sexual. Se le tienen que prender los motores pero una vez prendido, él es libre, creativo y tiene una resistencia increíble. Le encanta llevar a la mujer hasta el clímax. La mujer que sabe lo que quiere es feliz con él pues el hombre Acuario persigue el orgasmo de su mujer doble: oral y genital.
Zona erógena: los tobillos. Cautela!!! un hombre kinky de este signo puede ser sádico y no le agrada que le digan que no.

Mujer bajo el signo de Piscis

Siempre tiene sus movimientos calculados y sabe hasta dónde quiere llegar. Sabe crear el ambiente perfecto para hacer el amor, es sexualmente liberada y disfruta el erotismo. Si las fantasías de su pareja coinciden con las suyas puede ser un romance extraordinario. Nunca dice no a cualquier sugerencia de su amante. Le fascinan las velitas, las chimeneas, el misterio y aplica el romanticismo a todo lo que hace. Es una romántica empedernida en su corazón.
Lugares favoritos para hacer el amor: la bañera y cama de agua. Pareja ideal: Cáncer, Capricornio, Escorpión y Piscis.

Hombre bajo el signo de Piscis

Toma siempre la iniciativa para hacer el amor, es impaciente si no le responden. Es indiferente a las restricciones sexuales. Prefiere a una pareja que tenga sus mismos antojos sexuales. Es un maestro en el juego del preámbulo sexual. En el sexo oral debes esperar de él varios orgasmos orales antes de que él decida hacer la función principal. El hombre de Piscis tiene una duración eterna, le encanta el sexo en una silla, le fascina ser sumiso por lo tanto es un adicto a todo lo que le provoque placer y satisfacción.
Zona erógena: masaje en los pies.

Carácter y destino del hombre en el Esoterismo


Frederick Nietzsche nos abre un camino para abordar nuestro tema con un expresivo aforismo: "El que tiene un carácter, tiene también una vivencia típica, que siempre se repite". todos conocemos conexiones de este tipo, que saltan a la vista. Una persona se irrita fácilmente y es rencorosa; no nos sorprende observar que riñe frecuentemente con sus amigos y que, muchas veces, queda distanciada de ellos. Otra persona es activa, hábil y tiene afán de lucro; no nos extraña que obtenga éxito en los negocios y de que pronto tome un cariz favorable cualquier asunto que emprenda. A partir del modo de ser de una persona, de su carácter, se comprenden inmediatamente estos resultados. pero Nietzsche no aludía a este tipo de relación cuando refería una vivencia típica de un individuo a una especial cualidad de su carácter. Para comprender lo que quería significar, consideramos el segundo ejemplo citado. La experiencia nos muestra, no pocas veces, que personas en las que se reúnen las cualidades mencionadas en este segundo ejemplo, con gran afán de ganancia, carácter activo, emprendedor y habilidad, no siempre tienen éxito y en muchos casos, cuando están a punto de alcanzarlo, se les escapa de las manos.
Se trata de acontecimientos del curso de la vida que quedan en una zona intermedia, que pueden interpretarse en los dos sentidos: explicándolos por ciertos aspectos caracteriales o considerándolos como efecto de una acción exterior. Si se quiere destacar que el echo es producido desde fuera, se habla de un hecho del destino y se dice que el destino de estos individuos es caer en el fracaso cuando parecía que les faltaba poco para alcanzar el éxito.
Refiriéndose a la relación entre hombre y mujer, decimos que siempre se frustra, sea por desavenencias que surgen, por obstáculos o por muerte, por algo parecido a un destino fatal.
Nos parece que Nietzsche creía que valía la pena aguzar el ingenio para averiguar hasta que punto podían referirse estas repetidas experiencias, que parecen ser fatales, a rasgos del carácter. Dilucidar este problema es una de las principales tareas de la "psicología del destino".
Carácter es el modo de ser personal, individual de un sujeto. Completamos la definición añadiendo: es la constancia relativa entre esencia y comportamiento de una persona. Los modos de conducta desarrollados en él resultan de una interacción entre las disposiciones naturales del individuo y el medio ambiente. Constituyen el "carácter desarrollado". El estudio de nuestro tema requeriría también una definición de "destino" pero no podemos de antemano, establecer y delimitar lo que entendemos por "destino", sino que es necesario, primeramente, limitarse a aceptar este nombre como denominación de una realidad bastante complicada, en la que se incluyen múltiples problemas que se oponen a una delimitación precisa.
La obscuridad del concepto de "destino" y la dificultad de definirlo se reflejan en las variadas opiniones respecto a este término. si preguntamos a distintas personas qué significa para ellas "destino", obtendremos las más diversas respuestas. Y estas respuestas pueden ser la llave para la comprensión de los distintos sentimientos existenciales de cada uno de los interrogados.
En una encuesta efectuada entre estudiantes, se pudieron distinguir tres principales grupos de respuestas. Dijeron unos: "Entendemos por destino, lo que le ocurre a uno sin que pueda hacer nada para impedirlo; lo que nos viene de fuera, lo inevitable". Otro grupo, opuesto al anterior, afirmaba que "destino es el curso de la vida que uno mismo se ha creado, que puede haber encontrado circunstancias más o menos favorables, pero es obra de la personalidad". entre ambos extremos, se formularon opiniones que trataban de analizar el problema del destino diciendo, por ejemplo: "Debe distinguirse entre destino y libre albedrío. Incluye, ciertamente, el destino las disposiciones innatas, pero no aquello de lo que somos responsables. Forman también parte del destino las condiciones ambiéntales que no ha podido elegir libremente el sujeto". O. denotando un sentimiento religioso del mundo: "Destino es lo que nos ocurre, lo que nos es dado por Dios y debemos realizar, pero podemos cumplirlo o malograrlo". En contra de esta opinión hay la de los que creen que el destino es un juego de la casualidad.
Estos diversos modos de sentir el destino pueden considerarse también como indicación de las características de la idea que tiene el individuo del mundo, y de la situación del hombre frente a las fuerzas que actúan sobre él.
La creencia en la naturaleza inevitable del destino halla su más fuerte expresión en el fatalismo oriental. El destino es concebido como fatum (del verbo fat. fari, hablar), como lo que ha sido dicho y debe cumplirse. Equivalía, entre los antiguos, a oráculo, sentencia de los dioses. Omar Khaiyam, poeta persa fatalista, decía:
Somos los peones del destino
Se juega con nosotros en el tablero de la existencia y se nos arroja después al cesto de la nada.
El sentimiento de poder del individuo en el ámbito del destino, la concepción que tienen de destino los del segundo grupo, lo vemos expresado en los hombre renacentistas. Maquiavelo, político y filósofo del Renacimiento decía:
"Me figuro que la fortuna manda en la mitad de nuestros actos, pero la otra mitad está en nuestras manos".
El sentimiento de destino que vemos en los autores trágicos tienen en común, con el fatalismo, el convencimiento de la inexorabilidad de lo decretado. El hombre se revela contra el destino y pierde. Schiller expresa este modo de concebir el destino en los términos siguientes:
"Nadie escapa al destino impuesto y el que no puede convertirlo en bueno ha de llevarlo hasta su término".
Se opone a esta concepción el sentimiento cristiano del destino, de sentirse protegido por la providencia divina, por la voluntad de Dios, guía y prueba del que se siente al amparo de la gracia divina.
Como vemos, el término "destino" se aplica a conceptos muy diversos; no es un concepto que pueda definirse objetivamente. Generalmente, al hablar de destino nos referimos a ciertos hechos o modos de representarse las cosas que influyen continuamente en la vida y cuya acción sentimos como procedente del exterior, fuera de nuestro poder.
¿Hasta qué punto podemos considerar que tiene el destino su origen en el interior del hombre, lo que parece proceder del exterior?¿Hasta qué punto es posible una psicología del destino?
Consideraremos esta cuestión en tres etapas, bajo los puntos de vista caracterológico, de psicología profunda y de psicología de la herencia.

El destino considerado caracterológicamente

Existe conexión entre el carácter de una persona y los acontecimientos con que se encuentra en el curso de la vida, provenientes del exterior. Nos referimos, entonces, a casos en que esta conexión es muy simple, como el de la persona que no sabe dominarse y se irrita fácilmente, encontrándose, repetidas veces, en situaciones de conflicto con amigos, compañeros y jefes, lo que influye en su destino. Ante un caso así, no puede atribuirse la culpa de los conflictos a las circunstancias exteriores. Hechos de esta clase son reflejo del carácter. Nuestra conducta actúa continuamente sobre el medio ambiente humano, en el que se reflejan nuestros actos y nuestras actitudes.
Tal como es la voz, así es el eco; cosechamos lo que sembramos. La corrección de una actitud, o una conducta errónea, puede transformar de modo decisivo el curso de la vida, lo que parecía debido al destino, desaparece prontamente.
Pero existen conexiones ocultas que no pueden atribuirse a rasgos caracteriales. Se dan repetidos hechos difíciles de entender, tanto por el individuo que intenta comprenderse, como por los observadores extraños. A pesar de presentarse situaciones, ocasiones y encuentros de diversas clases, existen en la vida de una persona una serie de hechos que presentan una uniformidad que nos mueve a decir: A esta persona siempre le ocurre lo mismo. En la caracterología se ha creado el concepto de configuración del curso de la vida, aplicado a estos hechos típicos.
Podemos citar, como ejemplo, hechos típicos en la relación con el sexo opuesto. Un hombre encuentra, repetidamente, mujeres de las que se enamora apasionadamente al principio, pero, en una segunda fase, le parece comprobar que no es comprendido por ellas. Reacciona con un sentimiento de decepción. Finalmente, duda de que tenga derecho a encadenarla a él, siente escrúpulos y se decide, una y otra vez, por librarse, lo que efectúa bruscamente, influido por el deseo de recuperar su libertad. Es una configuración del curso de la vida en el destino del amor. Es preciso examinar las fases típicas de esta configuración del curso de la vida, considerándolas como estadios sucesivos de una tempestad que se va incubando, hasta que finalmente descarga.
Carácter y destino del hombre
Existen en la vida de una persona vivencias típicas respecto a las cuales nada nos dice el análisis psicológico en el sentido de formas de conductas básicas, hechos en que parece actuar un misterioso aspecto del destino que no podemos explicarnos. Así lo vemos en los típicos casos de hombre con suerte y hombre gafe, especialmente cuando los acontecimientos característicos ocurren en épocas de catástrofes colectivas. Los tiempos de guerra y otras calamidades muestran claramente este aspecto fatalista de la vida de algunas personas. Habrá quien, a pesar de meterse en peligros, saldrá ileso, mientras que otro, que procede con la mayor precaución y procura eludir, en lo posible, todo riesgo, es herido o muerto en circunstancias que parecían excluir el peligro.
De todos modos, el examen caracterológico consigue explicar racionalmente, en parte, lo que se nos presenta como casual y nos permite referirlo a lo que configura el curso de la vida en forma de destino.

El destino considerado por la psicología profunda

Una de las más importantes vías de acceso a la psicología del destino está formada por los modernos conocimientos sobre la acción de los impulsos inconscientes, investigados por la psicología profunda.
A Sigmund Freud corresponde el trascendental mérito de haber hecho, antes del fin de siglo pasado, un descubrimiento que estaba destinado a abrir una nueva era en la psicología. comprobó que las tendencias inconscientes podían influir en forma decisiva, cual invisibles motores, en la conducta del hombre.
En su "Psicopatología de la vida cotidiana" analizó, desde este punto de vista, los errores y olvidos, los llamados "actos fallidos", que se cometen en la vida. El que puerde un tren que era el único medio de tener una entrevista decisiva con la novia, se creerá víctima de un destino adverso, de un obstáculo procedente del exterior. Pero, puede haberse producido este retraso a consecuencia de una presión del inconsciente: una oculta oposición interior, un temor reprimido al que no se le permite entrar en la conciencia, a la realización de la unión proyectada, le ha hecho perder el tren.


Estas acciones fallidas, estos olvidos, en relación con encuentros de importancia decisiva, pueden repetirse típicamente y ser sentidos por el sujeto como mala suerte. En realidad, esta mala suerte es una treta inconsciente. Lo que parece contrariedad venida del exterior es un reencuentro consigo mismo, es obra del miedo que siente el sujeto ante el paso que iba a dar.
frecuentemente gracias a un tratamiento psiquiátrico que utiliza para el diagnóstico, entre otros elementos, la interpretación de los sueños, se consigue transformar este destino tercamente "obstaculizador" en libertad de acción.
Según la concepción de Freud, son principalmente vivencias y situaciones de los primeros tiempos de la infancia lo que actúa decisivamente desde el inconsciente en la vida ulterior del individuo. La infancia se convertirá, de este modo, en determinante del destino en el desarrollo del ser humano. La salud y la enfermedad, el éxito y el fracaso, el amor y la configuración de la vida, el ascenso o el descenso, pueden estar decisivamente influidos, en opinión del psicoanálisis, por factores inconscientes que forman el carácter.
Un factor determinante de destino en relación a la elección del consorte señalado por Freud es la "imagen ideal" de hombre o de mujer, derivada de la imagen del padre o la madre, modelo inconsciente y dinámico que persiste después de la infancia y ejerce una influencia determinante sobre la elección del consorte.
Algunos hombres buscan repetidamente la madre en la mujer, convirtiendo la imagen inconsciente de la madre en modelo para su elección. Otros rechazan a las mujeres en general, debido a precoces experiencias dolorosas de apartamiento de la madre, de poca dedicación afectiva de ésta al hijo.
Las singulares aserciones de Schopenhauer sobre las mujeres, a menudo tergiversadas, se deben seguramente a experiencias que tuvo en el curso de la vida. Como muchos otros, podía referirse a sus experiencias, aunque de modo muy distinto al de la mayoría, que se envanecen. Pero si todas las experiencias que tuvo fueron desagradables, se debe a su actitud típica, que hacía ver, en todas las manifestaciones de las mujeres, solamente lo negativo. Es muy probable que su actitud fuese el resultado de la relación infantil con una madre que tuvo para él una actitud negativa. tuvo el destina de fijarse únicamente en las mujeres que correspondían al "complejo" resultante de las primitivas impresiones de infancia.
No es necesario utilizar los recursos del psicoanálisis freudiano para comprender el decisivo papel de la imagen ideal, que se espera encontrar en las personas que se relacionan con nosotros. Lo que puede parecernos extraño es un autoencuentro con la imagen esperada, la imagen que se formó el individuo. y la encuentra porque la elige en su medio ambiente o la proyecta en otras personas.
Carl Gustav Jung, que fue inicialmente discípulo de Freud y se separó de él en 1.912 para seguir su propio camino, mostró que las imágenes ideales, deseadas, configuradoras del destino pueden tener un origen mucho más profundo que el inconsciente nacido de las experiencias individuales. Numerosas observaciones efectuadas en su práctica de médico psiquiatra autorizaron a Jung a hablar de un estrato del inconsciente más profundo que el inconsciente personal. Le llamó "inconsciente colectivo" y a sus disposiciones "arquetipos", imágenes primordiales. Estos arquetipos, que pueden aparecer en sueños y fantasías, independientemente de la experiencia individual, son, según Jung, sedimento de experiencias de la humanidad, en las que se reflejan hechos fundamentales de la experiencia humana. Nacimiento, muerte, relaciones sexuales, luchas, impulsos y principios formativos de los arquetipos. Son como órganos que expresan la situación individual bajo su aspecto humano general. cuando aparecen en el sueño como imágenes, tienen un efecto fascinante y anuncian un desarrollo futuro, que es aprendido y asimilado por el yo para ampliar la personalidad, para ir al encuentro del centro (el sí mismo), unir los extremos contrapuestos y desarrollar libremente las fuerzas creadoras del espíritu y el alma.
En esta imágenes de expectativa, de perspectivas abiertas al individuo, se expresan posibilidades de despliegue individual no vividas, no desarrolladas aún. Sea, por ejemplo, un hombre que no tiene en la conciencia la imagen de Dios, pero en sus estratos profundos hay un insatisfecho afán de religión. En este caso, una imagen de expectativa colectiva, primitiva, de fuerza divina, no comprendida por el yo, puede proyectarse en el prójimo. El prójimo es sobrevalorado ilimitadamente. En lugar de una verdadera relación, se forma una relación aparente que puede conducir a catástrofes, a decepciones que se presentan en forma de destino, que parecen provenir del exterior, aunque tienen su raíz en el interior, en la expectativa no asimilada. Jung expone estos hechos en la forma siguiente:
"La acción de las imágenes inconscientes tienen algo en sí de destino. Tal vez (quién lo sabe) son estas imágenes eternas lo que llamamos destino":
Es decir, C.G. Jung sitúa los factores determinantes del destino en el inconsciente colectivo. Ve a los arquetipos como una fuerza extraña al individuo. "Una acción desconocida y misteriosa, procedente del mundo no humano, penetra a veces y conduce al hombre a lo supranormal".
La medicina psicosomática, inquiriendo el aspecto de psicología profunda, muestra que hasta enfermedades infecciosas, consideradas como causa exterior, pueden estar íntimamente conexionadas con situaciones psíquicas interiores.
En los casos de personas que sufren repetidamente accidentes, sin que pueda comprobarse que tienen ellas mismas la culpa de lo que les ocurre (propensos a accidentes pasivos), conviene investigar la posible existencia en ellas de tendencias inconscientes que originan lo que, visto exteriormente, parece una incomprensible mala suerte.

El destino considerado por la psicología de la herencia

Una peculiar posición, situada entre la psicología de la herencia y l a psicología profunda, es la del análisis del destino, del psiquiatra húngaro Szondi, residente en Zurich. Szondi, basándose en los resultados de la psiquiatría de la herencia y el psicoanálisis freudiano, ha creado el concepto de un "inconsciente familiar". Se manifiestan en este inconsciente los impulsos instintivos de los antepasados. Esta acción dinámica del "inconsciente familiar" influiría decisivamente en la elección de consorte y de profesión, en el estilo de vida y hasta en tendencias criminales y en el modo de morir. Según esta hipótesis, el destino de los antepasados se continuaría en nuestro destino. Preciso es reconocer que hay notables ejemplos que corroboran esta tesis, pero la construcción teórica de un inconsciente familiar determinado por la herencia es discutible.

Carácter, destino y otras conexiones

todavía hay otros aspectos en el tema que cabría plantearse de ir más allá de las fronteras sancionadas por la Ciencia.
La astrología, por ejemplo, es un antiquísimo intento de la humanidad por descubrir el destino.
La quiromancia tiene análogo propósito. Busca en las líneas de la mano, además de las disposiciones innatas y del los rasgos del carácter desarrollado, indicios del posible destino.
En todas las épocas han sentido los hombres esta impenetrabilidad que hay en último termino de incomprensible y misterioso en el destino. En todo tiempo han debido reconocer, intentando luchar contra ella o aceptándola resignadamente, esta imposibilidad.
¿A qué se debe que todos los intentos de comprender el destino se detengan antes de llegar a lo más esencial, que no alcancen a explicarnos la forma en que actúa el destino sobre nosotros?
Se debe, tal vez, a que el destino, en el sentido existencial, es siempre enteramente propio del individuo, y en su calidad de esencia de la aventura de nuestra vida, no puede resolverse en conceptos y factores racionales.


Carácter y destino del hombre