ME GUSTA Y COMPARTIR

El Baño místico de la Rosa de Jericó


Llenar la bañera con agua tibia y perfumada con vuestro aceite personal, poner en el agua 7 rosas de Jericó, esperando a que se abran totalmente.

Una vez abiertas retirarlas de la bañera, introducirse en la bañera lentamente pronunciando la siguiente oración:

" Oh, santa rosa de Jericó, tu que tienes el poder de nacer y renacer en contacto con el agua que mana de la diosa tierra, concédeme el favor de que mi espiritualidad crezca y que mis poderes psíquicos aumenten para beneficio de mi vida futura y refuerce mi contacto con dios"

Frotar enérgicamente todo el cuerpo, repetir mentalmente la oración siete veces. Es recomendable hacerlo en domingo

La rosa de Jericó es un importante amuleto para ahuyentar las energías negativas, los malos espíritus y bendecir los hogares eliminando las malas influencias de las personas. Da suerte en los negocios, habilidad en el trabajo, ofrece salud, fuerzas, felicidad y, sobre todo, transmuta lo negativo en positivo.