Lectura del Rostro: Tamaño de los Labios y Personalidad


Labios grandes: Una persona con labios grandes tiende a ser muy locuaz y casi nunca se queda callado. Esta persona le gusta hablar mucho y contar historias. Es muy buena compañía cuando está en un grupo, pero si esa persona no está acompañada de buenos oyentes, entonces la gente puede llegar a sentirse irritado y molesto de su constante charla. Cuando quieras preguntar por una dirección en la calle, escoge a alguien con los labios grandes, porque él te dará todos los detalles.

Labios pequeños: Una persona con labios pequeños tiende a ser menos conversador. Tiende a mantener su vida privada lejos de los demás y puede esconder sus emociones y sentimientos. También puede guardar un secreto durante años, a diferencia del tipo que tiene los labios grandes que apenas puede guardar un secreto (a menos que está obligado por alguna fuerte y poderosa influencia como la religión, por ejemplo). Una persona de labios delgados puede ser muy cauteloso y no un amante de las aventura.

Labio equilibrado: Porque los seres humanos son diferentes, no se puede categorizar a todas las personas que conoces bajo dos categorías principales de labios grandes o labios pequeños, más bien encontrarás que mucha gente cae entre las dos grandes categorías. Cuanto más cerca está la persona a una de estas categorías, es más probable que tendrá los rasgos de personalidad asociados a éste.


Si te ha gustado este BLOG, siéntete LIBRE de hacer clik en ME GUSTA y de compartirlo en FACEBOOK, TWITTER, CORREO ELECTRÓNICO y demás redes sociales.

No hay comentarios:

Publicar un comentario