MEDITACION DEVAVANI


Todas las noches antes de irte a acostar, puedes hacer una pequeña técnica que va a ayudarte muchísimo: apaga la luz, siéntate en tu cama ya como para acostarte, pero antes quédate así unos 15 minutos; cierra los ojos y empieza a hacer cualquier sonido monótono, sin sentido, como ‘la, la, la…’ -y espera que tu mente provea nuevos sonidos…lo único que tienes que acordarte es que esos sonidos o palabras no tienen que ser de ningún idioma que conozcas; si sabes inglés, alemán o italiano, bueno, entonces, no podéis hablar ni inglés, ni alemán ni italiano…cualquier otro idioma que no conozcas está permitido…-tibetano, chino, japonés…pero si sabéis japonés, no vale; para vos el italiano va a ser maravilloso…Habla cualquier idioma que no conozcas…El primer día, durante un buen rato, va a resultarte difícil, porque, ¿cómo hablar un idioma que no conoces?… Se puede, y una vez que empezáis, vas a emitir cualquier sonido o palabra sin sentido solamente para desconectar la conciencia y dejar que hable el inconsciente…y el inconsciente no conoce ningún idioma…Este es un método muy, muy antiguo; viene del Antiguo Testamento; en por aquellos días se lo llamaba glossolalia y algunas iglesias en Norteamérica todavía lo usan; lo llaman “hablar en lenguas”; y es un método maravilloso, uno de los más profundos y penetrantes del inconsciente…

Empieza con ‘la, la, la…’ y después podéis seguir con cualquier cosa que surja; solamente el primer día va a resultarte difícil; una vez que lo pruebes, le vas a encontrar la vuelta.

Así que durante 15 minutos, usa el lenguaje que te venga y úsalo como un lenguaje; en realidad, lo estás hablando…

Estos 15 minutos van a relajar tu mente inconsciente de una forma profunda… Después, solamente acuéstate y dormite; tu sueño va a hacerse más profundo; en algunas semanas, vas a sentir una profundidad en tu sueño y a la mañana siguiente vas a sentirte completamente fresco…

Devavani es la voz divina que se mueve y habla a través del meditador, el cual se vuelve un conducto hueco, o un canal. Esta meditación es un Latihan de la lengua: relaja la mente consciente tan profundamente, que cuando se la hace como la última actividad de la noche, seguramente va a provocar un sueño profundo. Hay 4 etapas de 15 minutos cada una; mantén los ojos cerrados a través de toda la meditación.

Instrucciones para la Meditación Devavani

Primera etapa: 15 minutos

Siéntate y quédate quieto, preferiblemente escuchando alguna música suave.

Segunda etapa: 15 minutos

Empieza a hacer sonidos sin sentido, como por ejemplo ‘la, la, la…’ y seguí hasta que surjan sonidos desconocidos, pero que parezcan palabras…Estos sonidos tienen que venir de la parte desconocida de tu cerebro, la que usabas de niño antes que aprendieras las palabras…Dale una suave entonación conversacional: no llores, ni te rías, ni grites…

Tercera etapa: 15 minutos

Párate y seguí hablando, dejando que el cuerpo se mueva suavemente en armonía con los sonidos; si tu cuerpo está relajado, las energías sutiles van a crear un Latihan más allá de tu control…

Cuarta etapa: 15 minutos

Acuestate, quieto y en silencio…

Instrucciones para la meditación Gibberish:

Esta es una variación de la meditación Devavani; mientras que la Devavani es suave, la meditación Gibberish es catártica. Puedes hacerla sólo o en grupo; cierra los ojos y empieza a pronunciar sonidos sin sentido -gibberish.

Durante 15 minutos, entra en el gibberish totalmente; permítete a vos mismo expresar cualquier cosa que necesites expresar adentro tuyo, expulsa todo afuera. La mente piensa siempre por medio de palabras y el Gibberish ayuda a romper este patrón de verbalización continua; con el Gibberish, podéis expulsar tus pensamientos sin necesidad de reprimirlos…

También deja que se exprese tu cuerpo; después, durante 15 minutos, acóstate boca abajo y sentí como si te estuvieras fusionando con la medre tierra; con cada exhalación sientete fusionado con el terreno abajo tuyo…

Osho

PARTICIPAR EN ESTE BLOG