Diario Angelical


Las formas en que los ángeles nos hacen saber que están en la labor que les hemos encomendado (aunque en realidad para ellos estén jugando) son muchas veces de lo más extraño e imaginativo. Así, es sumamente importante permanecer atentos para que no se nos escapen sus señales.

Además de la sensación de paz y tranquilidad, de la finísima emoción y de la gran esperanza que nos embargan cuando ellos están cerca, hay que estar especialmente atentos a las casualidades y coincidencias, pero sobre todo y muy especialmente, a los sueños.

Por eso es tan importante tener en nuestra mesilla de noche y de ser posible, siempre a mano durante el día, un cuaderno o diario donde podamos registrar las impresiones y las intuiciones que nos llegan y sobre todo los sueños.

En el momento de despertar siempre solemos recordar lo soñado; sin embargo, esos recuerdos se desvanecen a medida que nos adentramos en las actividades del día. Por ello es tan importante anotarlos en el mismo momento en que despertamos. Si no disponemos de tiempo, unas pocas palabras serán suficientes para “anclarlos” en este lado de la realidad, permitiéndonos luego recordarlos y tal vez anotarlos ya con todo detalle.

En este diario podemos también vertir nuestras impresiones y todo aquello que pueda ser una señal procedente del otro lado, al igual que pensamientos, ideas y cualquier cosa que siendo alegre, vivificante y graciosa llegue hasta nosotros durante el día. Del mismo modo podemos escribir en él nuestros mensajes, nuestros comunicados y peticiones para los ángeles.

El diario nos dará confianza y seguridad, nos mostrará de un modo innegable los progresos que estamos haciendo y se convertirá en un instrumento clave en nuestra comunicación angélica.

Sin embargo, los principales beneficios que el diario nos proporcionará no pueden ser apreciados en este mundo tridimensional, pues se escapan de él, invaden una dimensión superior que quizás sea aquella en la que los ángeles viven y juegan, y ¿quién sabe si los ángeles no utilizarán también ese mismo diario para transmitirnos sus indicaciones, su amor y su ayuda?.

David Walker

1 comentario:

  1. hay que pensar al dormirnos que vamos a recordar nuestros sueños y al despertar tratar de recordarlos y luego escribirlos aunque sean cortos...

    ResponderEliminar